jueves, 23 de febrero de 2017

No me gusta mi trabajo


En los tiempos que corren y con la grave crisis económica que tenemos encima poco importa si nos gusta o no nuestro trabajo, si nos sentimos realizados y felices con él o si, por el contrario, nos amarga la vida. ¡Qué más da! Es lo que hay y punto. Debemos sentirnos muy afortunados los que lo tenemos y lo vamos conservando a pesar de la catastrófica situación.
 
Yo soy una de esas personas a las que no les gusta su trabajo. Después de unas cuantas entrevistas en las que te dicen el consabido: "Ya te llamaremos si eso" y no vuelven a dar señales de vida, llega un día en el que te dicen que sí, que puedes empezar tal día y ni te lo piensas. Te desborda la alegría porque por fin has logrado tu objetivo, has conseguido un puesto de trabajo.
 
Pero cuando llevas un tiempo moviendo papeles de una mesa a otra, de un despacho a otro, de arriba a abajo y de abajo a arriba, te planteas si esa labor que desempeñas te hace feliz. A mí me pasó que, un buen día, me di cuenta de que no me gustaba mi trabajo, que no era lo que yo había soñado ni por asomo, que no era para lo que me había pasado varios años estudiando y preparándome. Simplemente era el primer trabajo que me ofrecieron.
 
Ante la situación que estamos viviendo ni se me pasó por la cabeza el dejar el trabajo puesto que, para bien o para mal, es lo que me permite comer y pagar mis facturas.
 
Así que cada día, a las 06:00 de la mañana me suenan la alarma del móvil y, dos minutos, después el despertador, por si acaso me quedo dormida. Cojo el autobús, que la mayoría de los días va con retraso, y hago un trayecto de unos cuarenta minutos aproximadamente. Cuando me bajo en la estación todavía tengo que caminar unos doce minutos y, ¡por fin!, llego. Soy muy puntual así que antes de las ocho ya estoy al pie del cañón dale que te pego.
 
El edificio es de lo más moderno. La torre más alta de toda la ciudad, pero tiene un problema: es un edificio inteligente, con todo lo que ello conlleva. Veamos: planta diáfana con enormes cristaleras que van del suelo al techo, pero cerradas herméticamente, lo que provoca que no haya una ventilación adecuada, no hay luz natural, hay demasiados ordenadores, fotocopiadoras e impresoras amontonados en un mínimo espacio y todo tipo de bichitos campando a sus anchas (ratones, cucarachas, mosquitos tigre, pececillos de plata, arañas,...), un estupendo sistema de climatización que nos condena a pasar del calor más extremo al frío más congelante y, encima, con la salida del chorro de aire cayendo directamente sobre nuestras cabezas durante horas y horas. 

A todas estas cosas se ha unido últimamente la confirmación de que el edificio está enfermo. Varios de mis compañeros sufren de diversos problemas respiratorios, irritaciones de ojos, nariz y garganta, dermatitis, estrés, jaqueca, sequedad de la piel, depresión y otros problemas de salud que mejoran considerablemente durante los fines de semana y las vacaciones. Concretamente, una de mis compañeras ya está diagnosticada con el síndrome del edificio enfermo y yo estoy bastante preocupada últimamente porque, cada mañana llego en perfectas condiciones, pero sobre las doce del mediodía tengo un fuerte dolor de cabeza, día tras día.

¿Cómo va a gustarme mi trabajo? Y, aun así, no me puedo quejar y estoy contenta porque, como ya he dicho más arriba, para bien o para mal, es lo que me permite comer y pagar mis facturas. 

jueves, 16 de febrero de 2017

"Mi fido di te" Jovanotti


Case di pane, riunioni di rane
vecchie che ballano nelle cadillac
muscoli d'oro, corone d'alloro
canzoni d'amore per bimbi col frac
musica seria, luce che varia
pioggia che cade, vita che scorre
cani randagi, cammelli e re magi

 forse fa male eppure mi va
di stare collegato
di vivere di un fiato
di stendermi sopra al burrone
di guardare giù
la vertigine non è
paura di cadere
ma voglia di volare.
 
Mi fido di te
mi fido di te
mi fido di te.
Mi fido di te
io mi fido di te
ehi mi fido di te
cosa sei disposto a perdere?
 
Lampi di luce, al collo una croce
la dea dell'amore si muove nei jeans
culi e catene, assassini per bene
la radio si accende su un pezzo funky
teste fasciate, ferite curate
l'affitto del sole si paga in anticipo, prego
arcobaleno, più per meno meno
 forse fa male eppure mi va
di stare collegato
di vivere di un fiato
di stendermi sopra al burrone
di guardare giù
la vertigine non è
paura di cadere
ma voglia di volare.
 
Mi fido di te
mi fido di te
mi fido di te
cosa sei disposto a perdere?
Mi fido di te
mi fido di te
io mi fido di te
cosa sei disposto a perdere?
 
Rabbia stupore la parte, l'attore
dottore che sintomi ha la felicità
evoluzione il cielo in prigione
questa non è un'esercitazione
forza e coraggio
la sete, il miraggio
la luna nell'altra metà
lupi in agguato, il peggio è passato
 forse fa male eppure mi va
di stare collegato
di vivere di un fiato
di stendermi sopra al burrone
di guardare giù
la vertigine non è
paura di cadere
ma voglia di volare.
 
Mi fido di te
mi fido di te
mi fido di te
cosa sei disposto a perdere?
Eh, mi fido di te
mi fido di te
mi fido di te
cosa sei disposto a perdere?

lunes, 13 de febrero de 2017

De compras en la librería

Últimamente he tenido algo de tiempo libre para perderme en las librerías, cosa que me encanta, empaparme bien de las novedades de las editoriales y buscar esos clásicos que muchas veces están escondidos en el fondo de la estantería más lejana y que están esperando ser redescubiertos. A pesar de que me hubiera llevado a casa más de la mitad de los libros a los que estuve echando un vistazo, supe contenerme y portarme bien.
 
Hoy os quiero enseñar qué libros han pasado a engrosar mi estantería en los últimos meses.
 
 
 
"Las hermanas Romanov" de Helen Rappaport.- No conozco como autora a esta historiadora británica, Helen Rappaport, pero siempre me ha interesado mucho el tema de la Revolución Rusa y el destino (poco claro) que tuvo la familia Romanov. Espero encontrar en este libro, que nos acerca a aquellas jóvenes princesas, Olga, Tatiana, María y Anastasia, alguna clave o indicio de lo que pudo ocurrir en realidad. Tal vez se centre más en cómo era su vida diaria en la corte del Zar, en sus juegos, en sus mascotas, en sus aficiones y en sus relaciones de familia. Estoy deseando descubrirlo. Ya os contaré.
 
"La gran aventura de los griegos" de Javier Negrete.- Con este ensayo me he lanzado al vacío pues no conozco a su autor; pero, tras echarle un vistazo al libro me da la sensación que va a ser uno de los mejores que tengo sobre la antigua Grecia. Según la crítica que he podido leer es un libro dirigido a todos los públicos, con un lenguaje directo y asequible. Además nos habla de Leónidas y sus 300, de Alejandro Magno, de Sócrates, de Pitágoras y de todo lo que podamos imaginar de la Grecia clásica. Me ha llamado mucho la atención la cantidad de ilustraciones y fotos que tiene el libro. Está claro ¿verdad? No me lo podía dejar en la librería y se vino conmigo. 
    
  

 
"Todo sobre Los Beatles" de Jean Michel Guesdon y Philippe Margotin.- Me costó un montón conseguir este libro porque no lo encontraba en ninguna librería. Al final, me lo consiguió localizar El Corte Inglés, no sé dónde, y al cabo de una semana más o menos me avisaron para que fuera a recogerlo. Tenía mucho empeño en lograr hacerme con este libro porque nos cuenta la historia de cada una de las 211 canciones de Los Beatles. El libro es enorme como ya podéis apreciar en comparación con el otro.
 
"Don Quijote de la Mancha" de Miguel de Cervantes, adaptación de Andrés Trapiello.- Este libro no necesita presentación puesto que es mundialmente conocido y ahora podemos disfrutar de la magnífica adaptación al castellano actual de Andrés Trapiello. He leído esta novela tres veces, todas ellas en el castellano original y ahora me dispongo a hacerlo una cuarta vez con el castellano que hablamos hoy en día. Ya os contaré aunque creo que será una lectura fantástica.  
 
 

 
"Fulgor" de Manel Loureiro.- Desde que leí, casi por casualidad, "Apocalipsis Z" este autor se ha convertido en uno de mis favoritos. He leído absolutamente todo lo que ha publicado. He intentado no leer ningún comentario ni crítica sobre ella a través de internet porque quiero sorprenderme (una vez más) por mí misma. Apuesta segura.
 
"Audrey en casa" de Luca Dotti.- Maravilloso libro recopilatorio de fotos familiares, recetas de cocina y todo lo que podáis imaginar de la elegantísima actriz Audrey Hepburn. Lo ha escrito Luca, su hijo pequeño, y en él nos muestra a su madre lejos del glamour del cine, lejos de la prensa, lejos de todo. La conocemos como la gran estrella que fue pero apenas sabemos nada de su vida cotidiana y, a través de este precioso libro, descubriremos a la Audrey más casera y, por supuesto, la querremos un poco más. 
 
 

 
Por último, y siguiendo con mi lucha por aprender inglés, compré estos tres libros basados en el famoso método Vaughan que, de momento, me están resultando de gran ayuda. El primero a la izquierda es de gramática a un nivel bastante fácil; el segundo, en el centro, es un compendio de consejos para los estudiantes de inglés; y el tercero es un libro esencial para viajeros puesto que nos ayuda a conocer el inglés más básico que podemos necesitar para desenvolvernos sin ningún problema.
 
¿Qué os parecen?
 
¿Habéis leído alguno de ellos?

lunes, 6 de febrero de 2017

"Círculos" de Manuel Ríos San Martín

 
"Al principio todo era caos y confusión, viento y oscuridad -vocifera un telepredicador latinoamericano en un televisor 4K de ultra alta resolución-, pero Dios navegaba por encima de las aguas y dijo: "Haya luz", y ¡¡hubo luz...!!".
 
Varios monitores OLED de diferentes pulgadas iluminan una habitación en penumbra. El sonido no está alto y se entremezcla con unos jadeos de fondo. Se oyen noticias: un resumen de la actualidad del año en un montaje trepidante a ritmo de rock. El color de la imagen es saturado, plano, intenso, sin textura. La presentadora se dirige a cámara con total seguridad. Tiene el pelo corto, rubio, los labios rojos, es una experta locutora. Pero está hablando de la basura".
 
Estupenda y aterradora novela cuyo original argumento nos invita a la reflexión sobre las redes sociales y su impacto en nuestra sociedad; y sobre el mal uso que de ellas puede hacerse conduciendo a los seres humanos al caos total a través de la manipulación extrema y del exceso de información sin contrastar. 
 
La trama se desarrolla en la ciudad de Londres en un futuro muy próximo, tanto que casi podemos tocarlo con las puntas de los dedos. Una sociedad en decadencia que se mueve al ritmo que marcan las redes sociales y la televisión, sin valores, sin metas, sin sentido común, sin empatía, donde todo resulta deprimente y sucio. Una televisión en la que todo vale, en la que lo importante es conseguir el mayor nivel de audiencia a costa de lo que sea, sin medir las consecuencias. Una televisión en la que se bombardea constantemente a los televidentes con programas deprimentes y noticias sobre asesinatos, enfermedades, atentados,... Una noche, el joven participante de un reality muere en directo atacado por dos tiburones mientras intentaba superar una difícil prueba que le permitiría conseguir un lujoso apartamento. Inmediatamente las redes sociales entran en ebullición y el desgraciado accidente se convierte en trending topic. Poco a poco, tras el impacto inicial y a medida que van pasando los minutos, empieza a surgir la sospecha de que, en realidad, se trata de un asesinato perfectamente planeado.
 
Tuve acceso a esta novela a través de un enlace de Edición Anticipada y, antes de llegar al tercer capítulo, pasé olímpicamente de leer en digital, me fui a El Corte Inglés y compré la novela. A mí las buenas historias me gusta leerlas en papel (¡llamadme antigua!) y quiero tener el libro en mi estantería dispuesto a volver a ser leído en cualquier momento.
 
La novela está estructurada en seis capítulos subdivididos, a su vez, en otros capítulos no muy largos, consiguiendo de esta forma agilizar la lectura al máximo. La acción va de menos a más. El autor nos va llevando poco a poco a su terreno hasta que entramos en una vorágine vertiginosa en la que los acontecimientos se suceden a tal velocidad que, en más de una ocasión, me vi obligada a dejar de leer para tomarme un respiro. Pensaba que la tensión había llegado a su punto álgido; pero, al continuar con la lectura, enseguida me daba cuenta de que aún iba más allá. Los capítulos finales me resultaron de infarto. El ritmo es trepidante, con descripciones tan realistas del lugar y de lo que está ocurriendo que me producía auténtica angustia.
 
El lenguaje es claro y sencillo con gran variedad y riqueza de vocabulario, lo que resulta muy positivo en el conjunto de la novela ya que la hace amena y agradable de leer. No se producen altibajos en la narración y el autor consigue tenernos enganchados desde el principio hasta el final.
 
En cuanto a los personajes, ¿qué os puedo decir sobre ellos? Pues que hay muchos, que están perfectamente estructurados y que, en mi opinión, son muy sólidos.
 
En primer lugar conocemos a Patrizia, la protagonista principal. Es una joven que no está contenta con el mundo en el que le ha tocado vivir, ni con la sociedad que la rodea, ni con ella misma. Se siente sola y perdida en un mundo totalmente deshumanizado. Su vía de escape para sentirse viva es autolesionarse y subir las fotos a Instagram para recibir, en pocos segundos, miles de "me gusta" de seguidores a los que no conoce.
 
Esta necesidad de sentirse viva y de intentar cambiar el mundo la acerca a una de las tribus urbanas más peligrosas de la ciudad, el Grupo Attak, que presume de luchar contra la manipulación de los medios de comunicación, contra la televisión idiotizante y contra las estructuras capitalistas del Estado. First es el apodo con el que se conoce a su carismático líder, un personaje enigmático y de turbias intenciones.
 
Pero el personaje que me ha robado el corazón ha sido Franz Jellineck, el inspector jefe de la policía encargado de dirigir la investigación del asesinato del concursante. Es un hombre desaliñado y cansado ya de la vida que lleva; pero con un sentido del humor, una ironía y una inteligencia fuera de lo común. Duro y valiente cuando no duda en enfrentarse y dar la cara en las situaciones más arriesgadas y lleno de ternura cuando llega a casa y cuida de su esposa víctima de una enfermedad degenerativa que la tiene postrada en la cama convertida en un vegetal.
 
Hay muchos más personajes interesantes. Está Patrick Shulttheiss, el guapo presentador de moda; Klimt Owd, presidente de la cadena de televisión Ondaseven; Laszlo, el novio de Patrizia; Mac, Jam y otros miembros de Attak; James Castro, el jefe de antena para el que todo vale a cualquier precio; Fesser y White, los policías que ayudan a Jellineck en su investigación; y muchos otros más, incluidos los que aparecen únicamente a través de las redes sociales.
 
Una de las muchas cosas que me han llamado la atención es que esta novela es muy visual,  la trama se desarrolla ante nuestros ojos como si fuera una película; podemos ir imaginando paso a paso cada secuencia y cada plano. Así que, no me extrañaría nada ver, en un corto espacio de tiempo, que se ha llevado al cine o a la televisión. Por si acaso, yo ya tengo seleccionado el casting (¿se dice así?)
 
En fin, que me ha parecido una estupenda novela de un escritor que nos va a obsequiar con grandes ratos de lectura en el presente y en el futuro.
 
Por último, os lanzo un pequeño desafío. El autor, al más puro estilo Hitchcock, nos hace un guiño a los lectores y aparece en la novela como uno más de los muchos personajes que la pueblan. No voy a decir dónde ni cómo; pero os reto a que le encontréis. Para ayudaros un poquito os daré una pista: sale en dos ocasiones. ¡Hale, a buscar! 
 

"... y las tinieblas no la vencieron"